viernes, 11 de enero de 2013

Boceto Para una xilografía. Pasos

Lo más importante a la hora de plantear un boceto para una xilografía es recordar que NO CONSISTE EN HACER UN DIBUJO A LÍNEA, CALCARLO EN UNA PLANCHA Y REPASARLO CON GUBIAS. Ese es el camino directo a la mediocridad en esta técnica.

Vamos ante todo a ver este maravilloso vídeo del artista Jorge Mateos que os resultará revelador para entender cómo debemos hacerlo:


Teniendo ya nuestro boceto a línea, lo apoyamos contra una ventana (el dibujo pegado contra el cristal), y por la parte trasera pasamos una cera blanca, amarillo o de tonos claros y repasamos nuestra composición.



Por otro lado, preparamos un papel con acrílico negro. También podemos usar directamente cartulina negra, en clase lo hemos hecho así porque no teníamos.

Apoyando nuestro dibujo sobre el papel preparado en negro, con el lado de la cera apoyado sobre el acrílico, lo sujetamos bien a la mesa con cinta de carrocero o celo, y repasamos las líneas, calcándolo.

Ahora que tenemos el fondo en tinta negra, podemos imaginarnos que la cera (o pincel con acrílico blanco) es nuestra gubia, y que estamos tallando ya la madera. De esta forma, veremos con exactitud qué zonas son las que debemos tallar, y de haber algún error, lo cometeremos en esta fase, no en la definitiva (no nos limitamos sólo a repasar las líneas)



Sago, nos enseña paso a paso cómo realizó su xilografía:






LINKS DE INTERÉS PARA INSPIRAROS:

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada